Cenar a oscuras en Dans le Noir

Restauarnte Dans le Noir

Existe una serie de restaurantes por todo el mundo en los que no sólo disfrutamos de una deliciosa comida, también experimentamos la sensación de comer privados de nuestra vista. Ciudades como Londres, Nueva York o Barcelona cuentan con uno de estos particulares restaurantes. París no podía ser menos, y es que la ciudad del amor fue la primera en jugar con la privación de los sentidos.

Emplazado en la Rue Quincampoix, este Restaurant/bar/lounge llamado Dans le Noir, ofrece a sus clientes algo más que una gastronomía exquisita (que también es importante). Y es que la finalidad del lugar es intentar que los comensales puedan redescubrir el gusto y el aroma privándoles de la vista.

Cabe destacar que el proyecto está co-financiado por la Fundación Paul Guinot para Ciegos, y que la mayoría del personal del mismo son personas con discapacidad visual. Los camareros hacen función de guía a los comensales y también les dan una serie de consejos para no derramar el vino ni sufrir ningún tipo de accidente.

La parte del restaurante cuenta con una sala, con sistemas de seguridad adecuados, que acoge aproximadamente a unas 60 personas en la más absoluta oscuridad. Cabe destacar que los comensales eligen su menú antes de entrar, en la zona más iluminada del local, ya que dentro, ningún cliente puede moverse sin la previa autorización y el acompañamiento de uno de los camareros-guía.

La zona del bar y la terraza sí están iluminadas y son ideales para disfrutar una de las ricas bebidas que el local prepara. Y es que Dans le Noir cuenta con una amplia carta de cócteles fruta (con o sin alcohol), vinos e incluso una selección especial de cafés de todo el mundo.

El lugar ha cosechado numerosos éxitos, prueba de ello es la expansión a gran número de ciudades de todo el mundo. Parece que experimentar una buena cena en la oscuridad no deja indiferente a nadie. Así que si paseamos cerca de este local quizá queramos vivirlo en primera persona.

Foto vía: liderschef

Imprimir

Etiquetas:

Categorias: Comer en Paris


Deja tu comentario