Moulin de la Galette

Moulin de la Galette

Situado en el corazón de Montmatre encontramos un superviviente en forma de molino, el Moulin de la Galette. Un elemento que a pesar de que por el año 1600 era habitual en esta zona, hoy por hoy supone uno de los pocos recuerdos de aquella época, cuando Montmatre no era más que un municipio en el que los viñedos, trigales y grandes pastos ocupaban su suelo.

Montmatre se unió finalmente a la capital, y por tanto, muchos de los elementos que formaban parte de esta villa también se establecieron como parte de París. No obstante, con el paso de los años y los siglos, este pintoresco pueblo anexionado fue cambiando su distribución, y muchos de estos molinos (la gran mayoría) fueron arrasados por numerosos conflictos, invasiones, revoluciones y demás.

Cuenta la historia del Moulin de la Galette que en 1814 en plena invasión cosaca, el dueño y molinero Debray lo defendió con uñas y dientes con tan mala suerte que el pobre hombre terminó entre las aspas del mismo.

Tras este desafortunado desenlace, el molino pasaría a sus hijos y posteriormente a sus nietos, fueron precisamente sus sucesores los que convirtieron el antiguo molino en una Sala de Baile, en aquella París plagada de artistas. Un salón de baile que cada día contaba con una gran animación, eventos a los que acudían numerosos artistas de la talla de Renoir, Toulousse-Lautrec etc.

Prueba y testimonio de esta época gloriosa la encontramos en la obra de Renoir, pintor impresionista que dejó plasmada su visión particular del Moulin de la Galette.

Cabe destacar que en la actualidad este molino, declarado Monumento Histórico en 1939, alberga un fabuloso restaurante francés, por tanto, visitarlo será una auténtica delicia. No obstante, si no tenemos hambre siempre podemos observar el precioso elemento emplazado en plena rue Lepic.

Otros enlaces de interés:

Foto vía: darquati

Imprimir

Etiquetas: ,

Categorias: Historia de Paris, Que ver en Paris


Deja tu comentario