Cafés teatro, música clásica y music-hall en París

Folies Bergeres de Paris

No por casualidad París es considerada una ciudad cultural; aquí pueden encontrar espectáculos y exposiciones para todos los gustos y presupuestos. Sin han llegado a París deseosos de disfrutar de lo mejor de sus espacios y opciones culturales, aquí les ofrecemos una pequeña guía de cafés teatro, salas de conciertos y music hall que les puede ser de utilidad.

Cafés Teatro: Elegidos por los jóvenes talentos, se los puede encontrar en todos los barrios de París y ofrecen diferente tipo de espectáculos. Hay algunos muy pequeños y pintorescos como el Alambic con sólo 50 localidades, otros muy antiguos como el Bec Fin. En el Blancs Manteaux, por ejemplo, empezaron su carrera artistas famosos; el d’Edgar en el barrio de Montparnasse tiene espectáculos para niños y escuela de teatro. El Double Fond es un bar temático con magos.

Salas de concierto clásicas: En este París por el que pasaron la gloria de Nureiev y la batuta maestra de von Karajan, encontraremos importantísimas salas de concierto como Châtelet, dedicada a la lírica y la danza aunque también hay espectáculos de música ligera o atrevida o la sala Ircam, un centro único en el mundo dedicado a la investigación y la creación musical contemporánea.

También la sala de Champs-Élysées, con conciertos de música clásica, danza, ópera y jazz, la Salle Gaveau, que fue la primera sala de prestigio en París, construida en 1906-1907 y que ofrece preferentemente conciertos de piano, música de cámara y orquestas.

Otra sala interesante es la Salle Pleyel, donde actúan los nombres más importantes de la música clásica internacional; fue fundada en 1927. La Opéra Garnier es un edificio histórico, construido a pedido de Napoleón III, inaugurado en 1875; en cambio la Opéra Bastille, que presenta ballets, óperas y conciertos, es un moderno edificio construido en 1989.

Music-hall: Veladas «tête-à-tête», cena entre amigos o amigas… Momentos especiales en la noche de París es lo que nos prometen sus famosos cabarets y salas de music-hall, como La Belle Epoque, cerca de la Ópera Garnier, llamado «la joya de los grandes cabarets parisinos». El Bar de Charlie es un espacio temático, dedicado al célebre aviador norteamericano Charles Lindberg, en cuyo techo luce una réplica del avión que utilizó para atravesar el Atlántico. Crazy Horse o L’elephant Bleu, de fama mundial, con espectáculos de revista y desnudos; Don Camilo que tiene 50 años de antigüedad, sin dejar de mencionar los más famosos como El Lido, en los Campos Elíseos, Les Folies Bergères cuna de la revista de music-hall hace 150 años o el Moulin Rouge y su famoso Fench Cancan.

Otros son más bien humorísticos, como Au Lapin Agile que existe desde el siglo XIX, Le Folie’s Pigalle que es uno de los lugares gay-friendly preferidos, o Michou, que es un clásico de París.

¡Ya no tienen excusas para no divertirse en París!

Foto: Vía Panoramio

Imprimir

Etiquetas:

Categorias: Ocio en París


Deja tu comentario