El Museo del Vino de París

Museo del vino de Paris

El distrito XVI es actualmente uno de los más grandes de la capital, pero antes de la Revolución Francesa era una tranquila villa rural con huertos, cultivos, granjas y viñedos. A pesar de sus modernos edificios y vías de acceso, conserva su aire pueblerino, las antiguas villas y callejones privados.

Precisamente aquí, en el barrio de Passy, se encuentra el Museo del Vino de París, una iniciativa del Conseil des Echansons de Francia, asociación que se dedica a la protección y promoción de los vinos franceses en el mundo. Sus colecciones abarcan más de dos mil doscientos objetos y artículos sobre el vino que están a disposición de los visitantes.

Además, el Museo recibe a sus visitantes con un equipo de calificados expertos en vinos y enólogos que hacen del recorrido un paseo inolvidable. A lo largo del año se puede disfrutar de cursos de cata, conferencias y noches temáticas.

Funciona en unas antiguas canteras que existieron aquí entre los siglos XIII y XVIII de las que se extraía caliza del estrato geológico conocido como Lutécien, por Lutetia, el antiguo nombre de París. Para llegar hasta la parte inferior de esa capa geológica se excavaban las galerías y se utilizaba una técnica de pilares espaciados.

En el siglo XIX se construyeron muros de mampostería para consolidar las galerías.  Como esta piedra caliza fue el resultado de la acumulación del fondo del mar cálido que antes cubría esta región, hace 45 millones de años, aún se pueden reconocer fósiles de moluscos bivalvos o alargados. Además, es una región de aguas minerales, como se pueden ver a la entrada del Museo. De hecho, fuentes de agua mineral se descubrieron en Passy entre mediados de los siglos XVII y XVIII, de ahí el nombre de la calle (Rue des Eaux, calle de las Aguas).

Sus exposiciones abarcan temas como las herramientas del vino, desde la antigüedad hasta los tiempos modernos; los procesos de vinificación, como las prensas que aparecen en frescos de tumbas egipcias y vasijas griegas, y la crianza del vino. Se ofrecen visitas audioguiadas en distintos idiomas y distintas posibilidades de degustación al finalizar el recorrido. El Museo del Vino es además sala de exposiciones y conferencias, centro de formación para profesionales y posee una bodega con más de 400 referencias.

El Museo del Vino de París se encuentra en Rue des eaux, Passy, permanece abierto de martes a domingos de 10 a 18h y es muy fácil llegar con el metro, línea 6, descendiendo en la estación Passy, en autobús o en su propio coche. Posee accesibilidad para personas con movilidad reducida y collares magnéticos para los visitantes con discapacidades auditivas.

Imprimir

Etiquetas:

Categorias: Museos de Paris


Deja tu comentario