La Bellevilloise, centro de la cultura popular

La Bellevilloise

En el distrito 20, el actual barrio de Belleville fue una antigua villa de las afueras, con viñedos y canteras; junto con Ménilmontant, se encuentra en la cumbre de la colina más alta de París. A pesar de su incorporación a la ciudad en 1860 y los avances de las construcciones contemporáneas, aún conserva los edificios y el aire de su pasado artesano y pueblerino, con patios y pasajes secretos, talleres y fuentes.

Aquí verán los famosos «regards de Belleville», unas pequeñas construcciones que permitían monitorear el comportamiento de los manantiales y arroyos naturales que proveían de agua potable a la ciudad, inspeccionar su limpieza y detectar desvíos ilegales de agua.

Aquella antigua calma rural ha sido reemplazada por una multitud de habitantes llenos de vida, ideas y creatividad aunque quizás poco dinero… Nada de eso importa a la hora de descubrir las distintas comunidades que conviven alegremente en el barrio con artistas, diseñadores y gente bohemia, dibujando un paisaje urbano cosmopolita y animado.

Por supuesto, muy cerca de aquí, en Charonne, se encuentra el Cementerio del Père-Lachaise, que merece especial atención y cuenta con visitas guiadas de dos horas de duración, pero lo dejaremos para una próxima visita; hoy nos dirigiremos a La Bellevilloise, la sede de la primera cooperativa obrera de París, fundada en 1877 en la que actualmente funciona un impactante centro cultural.

La Bellevilloise nos espera con el espíritu progresista y luchador de sus fundadores y un programa de espectáculos de lo más variado para disfrutar a gusto de la auténtica cultura popular de París. Cantautores, concursos de «slam» o poesía rapeada, firma de libros y discos por sus autores, danza, teatro y clown tienen cabida en sus dos mil metros cuadrados destinados a reuniones e intercambio para todos los públicos, increíbles salas como la de Los Olivos, llena de árboles y que nos transportará por un momento al Mediterráneo, salas de ensayo abiertas a la gente del barrio, e instalaciones para la producción y edición de contenidos culturales de imagen y sonido.  Hay mucho para ver y hacer en este centro cultural; si se hace tarde, no es problema: La Bellevilloise tiene restaurante, café y discoteca, y entre sus programas siempre encontrarán entretenimiento y vida nocturna.

Se encuentra en el 19 al 21 de la rue Boyer y es muy fácil llegar, con el metro línea 3 descendiendo en la estación Gambetta, o en Martin Nadaud si toman la línea 2. Hay varios autobuses y también el Noctilien, y deberán descender unos diez minutos de viaje después de la República o Artes y Oficios. Si llegan en su propio automóvil, encontrarán lugar para estacionar en las cercanías, y también una estación de Vélib. El lugar cuenta con comodidades para personas con movilidad limitada, instalaciones para la atención del bebé e Internet inalámbrica.

Foto: Wiki Commons

Imprimir

Etiquetas:

Categorias: Ocio en París


Deja tu comentario