La pintoresca Cour de Rohan

Cour de Rohan

Cour de Rohan es una pintoresca serie de tres patios privados que formaron parte del piso del parisino del arzobispo de Ruán (Rohan) en el siglo XV. Es uno de los lugares más difíciles de visitar en París. Además del arzobispo, ha habido otros inquilinos importantes, como fue la amantes de Enrique II, Diana de Poitiers.

El segundo edificio, que fue donde se alojase de Poitiers, ha sido declarado como monumento histórico y descubrimos cosas interesantes como vestigios de un pozo o aljibe muy antiguo, hoy recubierto de plantas.

Lo más insólito está en su patio central y es la base de montar, sobre tres apoyos de hierro forjado, conocido como pas-de-mule, fue usado en una época por mujeres y prelados para montar sus mulas. Es probablemente la última base de montar que queda en París.

El patio de la fachada es un bello edificio renacentista, de principios del siglo XVII.

El tercer patio se abre a la pequeña Rue du Jardinet, que fue donde nació el compositor Saint-Saëns en 1835.

Pero no son las únicas peculiaridades de la Cour de Rohan, si dejamos de lado el Renacimiento nos encontraremos con un fragmento de la tour de Philippe August, que rodeaba la primera muralla de París entre 1990 y 1209 en la ribera derecha de la ciudad o el lugar donde se encontraba el taller del pintor francés Balthus, que lo situó ahí a partir de 1936.

Situado en el barrio Latino, al lado de la parad de metro de Odeon, se accede a través de la Rue du Jardinet hasta las 20 horas, después de esta hora y hasta las 8 de la mañana debemos acceder a través del Bulevar de Saint Germain.

La Cour de Rohan, con sus paredes llenas de viñedos se convierte en un reducto de paz para el turista, alejado del gran bullicio que hay a escasos metros.

Foto vía: Wallyg

Imprimir

Etiquetas:

Categorias: Que ver en Paris


Deja tu comentario